Blog

GAS COMMUNITY
aprieta el acelerador y crecerá próximamente.
Cuéntanos a qué te gustaría que evolucione esta comunidad.


Blog

Los mejores circuitos del mundo: Nürburgring


Los mejores circuitos del mundo-Nürburgring

Hoy empezamos una pequeña serie de artículos que hemos denominado “los mejores circuitos del mundo”. La idea es hacer un repaso uno por uno de los trazados más emblemáticos que podemos encontrar hoy en día para conocerlos con mayor profundidad, así como las posibilidades que ofrecen a la hora de visitarlos.

Como era de esperar, abrimos la serie con el circuito que más pasión genera en los aficionados del motor: el Nordschleife de Nürburgring. Este recorrido ha pasado a la historia por varias razones, pero sin duda las más destacadas son su longitud de 20,8 km, sus 73 curvas y lo exigente que resulta a nivel de pilotaje.

Historia de Nürburgring: El Infierno Verde

Jackie Stewart en el circuito de Nürburgring

La historia del circuito de Nürburgring comienza en 1925, momento en el que se inicia su construcción. El proyecto vino de la mano del empresario Hans Widenbruck, que tuvo la idea de construir un circuito en los alrededores de la ciudad de Nürburg con el objetivo de crear un circuito que sirviera como espacio de pruebas para las marcas de coches alemanas, que en aquella época estaban en auge. El trazado tenía que ser complicado y exigente para que estos pudiesen sacar el máximo de sus vehículos.

El 18 Junio de 1927 tiene lugar la primera carrera oficial en el circuito de la que salió vencedor Rudolf Caracciola, que conducía un Mercedes Model S. Poco después, pasó a albergar el Gran Premio de Alemania . Es importante destacar que, por aquel entonces, el circuito de Nurburgring contaba con un trazado completo de 28,3 km que se dividía en dos secciones: la sur, conocida como Sudschleife de 7,5 km de longitud (que desapareció más tarde) y la norte, conocida como el circuito Nordschleife de 22,8 km (siendo el recorrido más popular). Este último se ha considerado prácticamente desde siempre como el circuito más difícil y peligroso del mundo. De ahí que el ex piloto de F1, Jackie Stewart, decidiese apodarlo como el Infierno Verde (o Güne Hölle en Alemán).

En 1929 se utiliza por última vez el trazado completo y los Grandes Premios pasan a disputarse únicamente en el Nordschleife hasta el inicio de la Segunda Guerra Mundial, periodo durante el cual el circuito permaneció clausurado. Además de esto, la guerra causó muchos problemas debido a que gran parte del asfalto y de las instalaciones sufrieron daños considerables. No obstante, una vez finalizado el conflicto bélico se decide remodelar el circuito por completo para evitar que pierda su fama, lo que finalmente permite incorporar el Gran Premio de Alemania al Mundial de Formula 1 en 1951.

El circuito de Nürburgring Nordschleife

Circuito Nordschleife Nürburgring

En los años siguientes varios fueron los pilotos que triunfaron en el exigente recorrido, como Alberto Ascari, Juan Manuel Fangio, Jack Stewart y Jacky Ickx (a los que se conoce como “Ringmeister” o “maestro de circuito”), pero con el tiempo y el desarrollo tecnológico de los coches de F1, el circuito de la sección norte pasó a ser especialmente peligroso para los pilotos. Por esta razón, se decidió hacer algunas remodelaciones para mejorar la seguridad y reducir la velocidad que podían alcanzar los participantes. Pero esto no fue suficiente y en 1976 se decide que el recorrido no cumple con los requisitos de seguridad y que, por tanto, ya no puede formar parte del campeonato de F1, aunque probablemente el detonante final fue el sonado accidente de Niki Lauda, que estuvo cerca de acabar con su vida y del que salió con graves quemaduras. Desde entonces, el circuito Nordschleife ha albergado únicamente las 24 horas de Nürburgring y actualmente es el escenario utilizado por las marcas de coches para medir la calidad de sus productos –de ahí el trofeo de “coche más rápido de Nürburgring”–.

La vuelta de la Formula 1 a Nürburgring

Entre 1981 y 1984 se decide reconstruir el circuito utilizando en gran medida la pista del antiguo Südschleife, pero reduciendo su longitud a 4,5 km. En 1985 la F1 vuelve a correr en el recorrido alemán, aunque la carrera fue un verdadero desastre de audiencias. Por esta razón ya no volvió a disputarse el año siguiente. Sin embargo, el Gran Circo vuelve al trazado de Nürburg en 1995 y desde entonces se convierte en el asfalto que alberga el GP de Europa y el GP de Luxemburgo (el Gran Premio de Alemania había se disputaba ya en Hockenheim), aunque estos Grandes Premios no han formado parte del Mundial de forma recurrente.

Lo que necesitas saber par viajar a Nürburgring

Porsche Taycan en el circuito de Nürburgring

Como es muy probable que muchos de vosotros estéis pensando en ir al circuito en algún momento de vuestras vidas (hay que hacerlo al menos una vez), vamos a repasar algunas cosas interesantes que pueden resultar útiles a la hora de viajar al infierno verde. Lo primero de todo, hay que ser conscientes en todo momento de a dónde estamos yendo. Con esto queremos decir que, en primer lugar, no deja de ser un circuito con todo lo que eso conlleva (posibilidad de accidente, tráfico, facilidad para calentarse etc) y, en segundo lugar, que es uno de los más difíciles y peligrosos del mundo. Quedáis avisados.

Dejando a un lado los puntos negativos, vamos a comentar qué es necesario tener en cuenta antes de disfrutar del Nordschleife. En primer lugar, cómo no, el desplazamiento hasta Nürburg. Existen varias alternativas, aunque cada una tiene sus implicaciones. La primera es la de viajar a Nürburgring en coche. Suele ser la opción más habitual, ya que nos permite meter nuestra propia máquina en el trazado para sacarle el máximo partido y nos ahorramos los costes de alquilar un coche. No obstante, también tiene sus riesgos, ya que muchos seguros no cubren los accidentes que tienen lugar en circuitos. Pero olvidemos esto último. La cuestión es: ¿cuánto cuesta viajar a Nürburgring en coche?

Viaje a Nürburgring

Lo primero de todo, hagamos varias suposiciones para no volvernos locos. Imaginemos que nuestro punto de partida es Madrid y que tenemos un coche con un depósito de 50 litros y un consumo de unos 8 litros a los 100 km. Teniendo en cuenta que la distancia entre nuestro punto de partida y nuestro destino es de 1800 km, tendremos que parar a repostar al menos 3 veces. Lo ideal aquí sería intentar gestionar los precios de la gasolina para ahorrar costes (Francia es mucho más caro que España y Luxemburgo), pero en el peor de los casos nos gastaríamos unos 220 € en gasolina. A esto habría que sumar los peajes, que en total son algo más de 100 € y la posible parada para dormir a medio trayecto (teniendo en cuenta que son 15 horas de viaje) que podría rondar los 50 euros si nos lo montamos bien. En resumen, desplazarnos en coche hasta la meca del automovilismo tendría un coste, tirando por lo alto, de 370 €.

A la opción de viajar en coche podemos sumar otra alternativa, que es la del avión. En este caso, si lo hacemos con tiempo, podemos encontrar opciones interesantes a buen precio. Todo depende de la época del año y de nuestra ciudad de origen. Además, para aquellos que nos leéis desde el otro lado del charco, es la única opción posible, aunque el coste será mayor dada la distancia. Sea como sea, si al final decidimos viajar en avión, lo más razonable sería volar al aeropuerto de Colonia o al de Frankfurt, que son los más cercanos.

Al desembolso del vuelo habría que sumar el alquiler de un coche para desplazarnos hasta el circuito Nordschleife. Esto también es variable, ya que depende del tipo de vehículo que queramos alquilar. De todos modos, estimamos que los precios pueden oscilar entre los 45€ y los 65€ por día. Eso sí, nada de meter el coche de alquiler en la pista si no queremos tener problemas.

Por último, en los dos casos hay que tener en cuenta las comidas. Aquí hemos estimado un gasto medio diario de 30 euros por persona, que no es ninguna locura y tampoco se queda especialmente corto. El desembolso total dependerá del tiempo que dure nuestro viaje.

Precios en el circuito de Nürburgring

Precios circuito de Nürburgring

Imagen: speedcafe.com

Tristemente, el coste del viaje a Nürburging no termina simplemente en el desplazamiento. Así, a lo anteriormente mencionado hay que sumar la estancia y el pago para entrar al circuito. Los precios de los hoteles no son una exageración, aunque todo depende de la comodidad que estemos buscando. Cuanto más cerca del circuito, más caro, aunque lo máximo que podríamos llegar a gastar es 160 euros la noche (en un hotel de 4 estrellas, todo sea dicho). Esto puede asustar un poco, pero no os preocupéis porque también existe la posibilidad de dormir en un camping en los alrededores por cerca de 17€/noche. Hay alternativas para todos los bolsillos.

Una vez cerrado el punto del alojamiento, pasamos a los precios del circuito. Aquí lo que nos gastemos dependerá de la opción de transporte que hayamos elegido. Como ya hemos comentado, si nos hemos desplazado en coche propio, lo normal es que entremos con él en el circuito. El coste del ticket de entrada es de 29€ para una vuelta, 105€ para 3 vueltas, 220€ para 9 vueltas y 550€ para 25 vueltas. No es nada exagerado teniendo en cuenta que cada vuelta son más de 20 km. Eso sí, hay que tomárselo con calma. Si nos damos una castaña y tienen que cerrar el circuito, nos cobrarán 1666 euros por cada hora en la que permanezca cerrado. Ouch.

Si al final nos hemos desplazado en avión hasta Alemania, lo mejor que podemos hacer es alquilar un coche para correr en la pista. Hay varias empresas que ofrecen coches preparados de alquiler para poder entrar en Nürburgring. Tenemos a Rent4ring, que ofrece varias modalidades de precios y coches. En todas sus opciones tienen un paquete básico y un todo incluido y podemos elegir desde un Suzuki Swift Sport Stage 2 hasta un BMW 125i stage 2. Exigen como requisitos tener 21 años y 3 de carné de conducir.

Circuito Nürburgring precio

La siguiente alternativa es RentRaceCar, que organiza sus precios en función del coche escogido y de las vueltas que queramos dar. Esta empresa ofrece más variedad que la anterior, siendo la opción más barata un Suzuki Swift Sport Turbo y la más cara un Porsche Cayman S 718. En la web no se especifica ningún requisito mínimo para alquilar.

Por último, tenemos a RSR Nürburg, que es probablemente la que el “catálogo” de coches más amplio. Podemos alquilar desde un VW Up GTI hasta un Porsche GT3 RS 991 mk2. Se exige como requisito mínimo tener 18 años, aunque para algunos coches son más exigentes (depósitos importantes, seguros etc.)

En resumen, un viaje a Nürburgring no es algo que pueda considerarse como “barato”. Teniendo en cuenta todo lo mencionado anteriormente, es relativamente fácil gastarse cerca de 1100€ – 1200€ en todo el viaje. Aunque eso sí, es muy probable que sea una de las mejores experiencias que tengáis en vuestra vida, por lo que merece la pena, ¿no?

Récords del circuito Nürburgring (Tiempos)

Como ya hemos comentado, actualmente las marcas están enzarzadas en la diputa por ver quién fabrica el coche de producción más rápido de Nürburgring. Hace unos años, bajar de los 7 minutos en el trazado del Nordschleife era bastante complicado, pero hoy en día con los avances técnicos dentro del sector de automoción hay modelos que incluso bajan considerablemente de esa cifra. Aquí están los récords a fecha de la redacción de este artículo (no se tienen en cuenta los prototipos):

Marca y modeloTiempo
1Porsche 911 GT2 RS MR6:40.3
2Lamborghini Aventador SVJ6ː44.97
3Porsche 911 GT2 RS6ː47
4Radical SR8LM6ː48
5Lamborghini Huracán Performante6ː52
6Porsche 911 GT3 RS6ː56
7Radical SR86ː56
8Porsche 918 Spyder6:57
9Lamborghini Aventador LP 750-4 SV6:59
10Dodge Viper ACR7:01
11Mercedes-AMG GT R PRO7:04.632
12Nissan GT-R Nismo7:08

 

Participa...